miércoles, 31 de julio de 2013

Daredevil de Javier Rodriguez

Mark Waid sigue con su revitalización del personaje en la serie regular, acertando de pleno con historias sencillas, cercanas, que muestran el lado más humano de los personajes. En definitiva son historias que enganchan, que se sienten y que da gusto leer. Lo que debería ser toda lectura, en esencia: algo que merece la pena ser  leído y que se disfruta con gusto.

Al lado de Waid, acompañándole a los dibujos, ha habido un grupo de artistas realmente destacables por su capacidad para narrar y hacer que ese guión se disfrute aún mucho más (Rivera, Marcos Martín, Chris Samnee), y ahora el gran Javier Rodriguez (que ya se ocupaba desde el inicio del color) ha llegado para aportar su granito de arena, demostrando que los editores han acertado una vez más. Rodríguez se siente como pez en el agua plasmando la vida de Matt y su niñez y es el complemento que Waid necesitaba para explotar a tope las historias que quiere contar.

¡Estamos de enhorabuena!